Las pruebas de robots que simulan la vida inteligente son exhibidas en distintas ferias. /Getty
Las pruebas de robots que simulan la vida inteligente son exhibidas en distintas ferias. /Getty

Tecnología, Trending por Mario Espinoza,

Diane Bryant, executive VP de Intel y reconocida por la revista Fortune como una de las 50 mujeres más influyentes en el mundo de los negocios, ofreció una interesante perspectiva acerca de como la Inteligencia Artificial afectará de manera positiva nuestras vidas, contrastando con la imagen casi apocalíptica de los robots apoderándose del mundo o tomando el lugar de las personas  en el mundo laboral.

Durante su charla en la feria South by Southwest, compartió que uno de los aportes más significativos lo veremos en el área de la medicina. Un ejemplo de ello es que gracias a la inteligencia artificial, un paciente con cáncer podrá recibir su diagnóstico y el tratamiento adecuado en cuestión de horas, reduciendo sustancialmente el tiempo actual de espera que puede llevar algunos meses.

South by Southwest. Cobertura especial desde Austin, Texas

Esto, según la experta, se realizaría mediante la recopilación y análisis de grandes cantidades de información (Big Data) de pacientes con cáncer para luego encontrar tendencias (Data mining) y entonces poder entregar un diagnóstico acertado en cuestión de minutos.

Por otro lado, gracias a la inteligencia artificial los deportistas podrán mejorar sus habilidades e incrementar su desempeño. Por ejemplo, un jugador de béisbol será capaz de analizar en tiempo real su mecánica de bateo, identificar las fallas y corregir inmediatamente. Pero también el trabajo de los cazadores de talentos se verá beneficiado, ya que en lugar de pasar días enteros en los famosos “try out” observando a las jóvenes promesas para determinar cuáles son los más talentosas, un simple “swing” o un solo “lanzamiento” será suficiente para evaluar si se trata de un prospecto firmable o no.

Áreas cotidianas de nuestras vidas como las finanzas personales, también se verán beneficiadas gracias a la inteligencia artificial. Existe una aplicación (aún en fase de prototipo) que funcionará como un asesor financiero personal, el cual almacenará información de todos nuestros gastos e ingresos para luego analizarla y ayudarnos a tomar decisiones importantes sobre nuestros gatos. Al ser una aplicación capaz de hablar o respondernos, podríamos hacerle preguntas como: Quiero invitar a cenar a mi novia hoy, ¿cuál sería mi presupuesto? o  ¿cuánto dinero gasté en comida el mes pasado?

La inteligencia artificial no es como esas películas en las que los robots se rebelan para enfrentarse a los humanos con el objetivo de conquistar el mundo. En realidad, la inteligencia artificial es una herramienta que podría ayudarnos a resolver problemas que actualmente parecen no tener una respuesta.

Pensar como futurista

Otra de las ponencias a las que Metro ha asistido fue la de Amy Webb, CEO y fundadora del Future Today Institute que habló sobre aprender si el futurista es una profesión real.

Según Webb, lo es. Es tan real e importante que se enseña como materia en algunas facultades de negocios.

La frase

“El futuro ya no tiene que ser una casa embrujada, no esperés que alguien más encienda la luz por vos, aprendé a encenderla vos mismo ”
Amy Webb CEO y fundadora del Future Today Institue. También es autora del Best Seller “Signals are talking”

Pensar como futurista es algo que todos podemos y debemos hacer. Pero, ¿cuál es el beneficio de pensar como futurista?

La respuesta es que todos tenemos monstruos en nuestra mente, algunos de estos monstruos pueden ser personas, hábitos, miedo al cambio, etc. Y todos estos monstruos pueden vencerse a través del pensamiento futurista, explicaba.

“Si alguna vez has entrado a la casa embrujada de las ferias, te preguntarás ¿por qué sentís miedo si sabes que es un montaje que no es real? La razón por la que sentís miedo, es porque no sabemos lo que va a suceder, tememos a lo desconocido, explica la experta.

Se trata de una cuestión biológica, el sistema límbico ubicado en nuestro cerebro está programado para funcionar de esta manera. Y nuestro sistema límbico ha estado siendo atacado últimamente por las redes sociales con descargas masivas de información que nos mantiene en un estado de ansiedad constante y nos rodea de monstruos.

“Pasamos por alto nuestra capacidad de pensamiento analítico, y por eso el futuro nos genera ansiedad.  Nos atemoriza, porque no podemos comprender lo que no hemos experimentado. Es ahí donde comenzamos a rodearnos de monstruos y ocurre lo que los futuristas llaman la paradoja del presente: cuando no podés ver más allá de lo que ya conocés, en vez de ver hacia el futuro, nos empeñamos en reinventar el pasado”, explicaba.
Webb dice que reinventar el pasado nos da tranquilidad, porque se trata de algo que nos resulta familiar, sin embargo “negarnos a ver hacia el futuro únicamente retrasa el hecho de llegar a él”.

“Pero la verdad es que los monstruos no son reales, parecen reales porque no somos capaces de entender lo que está por venir y eso nos mantiene en un estado de oscuridad. Para que los monstruos desaparezcan lo único que debemos hacer es encender la luz. En eso consiste el trabajo de los futuristas, en encender la luz para que los monstruos desaparezcan”, mencionaba en su charla.

Encender la luz implica desarrollar nuestro sentido analítico para saber qué va a suceder y entonces tomar las mejores decisiones. “Todos los seres humanos tenemos la capacidad de desarrollar esa habilidad, lo único que debemos hacer es poner atención a las cosas que nos rodean”, agregaba.

Un futurista debe recolectar información, ordenarla, analizarla, hacer preguntas, ver las cosas desde un ángulo distinto, pero sobre todo poner atención de una forma en la que no lo has hecho antes, hacer preguntas de forma distinta para obtener respuestas distintas y así evitar continuar “reinventando la rueda”.


Noticias Relacionadas