No solo las mujeres enfrentan problemas de desigualdad e inequidad, los hombres están luchando sus propias batallas en esta área / Archivo
No solo las mujeres enfrentan problemas de desigualdad e inequidad, los hombres están luchando sus propias batallas en esta área / Archivo

MetroMujer, Tendencias por Nueva Mujer,

Alguna vez te has preguntado: ¿Por qué los hombres tienen más dificultades para expresar sus sentimientos? ¿Por qué hay menos campañas dirigidas a ellos y cuidar de su salud? Cuando hablamos de la lucha feminista, también tenemos que dirigirnos a cambiar la manera en la que nos referimos a la masculinidad y la carga ideológica que hace que los hombres no se puedan vestir de rosa, que no puedan llorar, que no se puedan quedar en la casa a cuidar de los niños.

La lucha feminista busca equidad, y que los derechos de los hombres  también sean reivindicados. En entrevista, Juan Guillermo Figueroa Pereda, doctor en sociología e investigador del Colegio de México, explicó por qué los movimientos como el feminismo son una parte esencial de la vida cotidiana de hombres y mujeres.

¿Qué es la masculinidad?

– Es un concepto difícil de definir. Algunas personas se refieren a la masculinidad como algo inherente a los hombres, pero existe una gran necesidad de definir este término, ya que no todos los hombres hacen lo mismo; incluso hay mujeres que desarrollan rasgos masculinos. Por lo tanto, es necesario definir esta palabra.

Según el experto, algunas personas describen la masculinidad como lo que hace que ciertos individuos se distingan de aquellos que no encuentran “varoniles”. “Hay hombres que encajan en algo llamado modelo dominante o modelo hegemónico que descalifica a mujeres y hombres que no encajan en ese modelo. Académicamente hablando, se podría decir que la masculinidad se refiere a las relaciones de poder y las relaciones entre los individuos”, dice Guillermo.

Es momento de que dejes que la ley de atracción te guíe / Pxhere

/ Pxhere

¿Cuáles son los desafíos que enfrentan los hombres para abrazar el feminismo?

–“Una de las grandes lecciones que el feminismo ha dejado a las relaciones humanas es que, como dijo la intelectual Simone de Beauvoir, no naces mujer, aprendes a serlo. Aplicando esta frase a los hombres, no nacen hombres, aprenden ser y esa aprehensión está determinada socialmente”.

A los hombres y especialmente a las mujeres se les dice qué comportamientos son aceptados; la sociedad nos proporciona un tipo de entrenamiento, una imposición de lo que espera que seamos. Mientras que para las mujeres, ser un hombre es un privilegio en una sociedad patriarcal, se dice poco sobre el costo. A los hombres se les enseña que el cuidado personal y la prevención no se ajustan al estereotipo de lo que es ser un hombre en el sentido socialmente aceptado. El objetivo no es victimizar a hombres o mujeres, es trabajar por la igualdad y la equidad para ambos”.

“Los hombres mueren como hombres” ¿Qué significa esta frase?

–“Los hombres aprenden que quieren ser hombres, pero en ese proceso, aprenden que tienen que ser valientes, temerarios, violentos y no reconocer las debilidades y las prácticas de autocuidado. Entonces se involucran en una serie de prácticas que algunos académicos tienen llamado negligencia suicida hacia sí mismos. Literalmente terminan muriendo como hombres. Michel Foucault habla de autocuidado, entendiéndolo como amarse a sí mismo en otros contextos. Cuando alguien se ama a sí mismo, se cuida a sí mismo, pero si alguien busca el reconocimiento de los demás, esa persona es bastante descarada y en esta situación encontrarán su propia muerte”.

/ Pxhere

/ Pxhere

Muchas feministas suponen de una manera muy simple que ser hombre abarca solo privilegios.

–“Ser un hombre en una sociedad patriarcal ofrece muchas ventajas, pero a veces los costos negativos que esas mismas referencias patriarcales tienen no se mencionan ni se expresan. Literalmente terminamos muriendo como hombres. Quiero ser muy varonil, así que peleo con otros hombres. Puedo perderme y fingir que estoy bien para conducir y que no pasará nada. Así que al ser hombre, corro el riesgo de morir. Hay muchas muertes que podrían prevenirse, no con mejores servicios de salud, pero cambiando ciertos modelos de ser hombre”.

¿Qué pasa con los hombres criados por mujeres feministas?

–No solo las mujeres crían hombres, incluso los hombres lo hacen. Además del hecho de que muchas mujeres pasan más tiempo con sus hijos que los padres, la ausencia de él también educa y el contexto hace lo mismo. Todo es un desafío porque muchas más discusiones a través de mensajes y recursos de comunicación deben hacerse públicamente para mostrar que ambos tenemos los mismos derechos, pero también para dejar en claro que ambos podemos vivir episodios violentos.

Hoy en día, se cree que las únicas personas que viven la violencia son las mujeres, pero las estadísticas sugieren lo contrario: hay más homicidios de hombres que de mujeres. Eso no significa que minimicemos cualquier lucha contra el feminicidio, pero lo que está muy claro es que hay más muertes violentas de hombres que de mujeres. El pequeño problema es que algunos actores de la sociedad dicen que si los hombres matan a los hombres, entonces es menos grave. Es preocupante que hombres y mujeres sean asesinados por otros hombres. Aparte de eso, muchos hombres mueren por causas violentas, mientras que la esperanza de vida de este grupo está disminuyendo y eso solo ocurre cuando hay grandes eventos militares como una guerra mundial o cuando hay epidemias.

Por otro lado, los derechos de los demás pueden restringirse, no negarse, cuando cambias los derechos de los demás, esa es la lógica de las cárceles. Entonces, para que los hombres tengan más legitimidad para defender nuestros propios derechos, necesitaríamos reconocer explícitamente los derechos de las mujeres.


Noticias Relacionadas

Bananhot hizo tremena demostración con modelos de diferentes tallas en la pasarela de la Semana de la Moda en Tel Aviv, Israel. El desfile hizo di...

por AFP