Foto: Cortesía
Foto: Cortesía

Estilo de Vida, Tendencias por Nueva Mujer,

La falta de satisfacción sexual afecta física y emocionalmente a una mujer, debido a que representa una necesidad fisiológica. El no tener intimidad produce en ellas distintos malestares, algunos de los más comunes son el mal humor, estrés y dolor de cabeza. Pero existen otros síntomas que te presentaremos a continuación.

Insomnio

Si recientemente te cuesta conciliar el sueño es probable que necesitas de actividad sexual, ¿por qué? Ayuda a segregar una hormona conocida como oxitocina, importante para un sueño adecuado y placentero.

Falta de brillo en la piel

El sexo se relaciona directamente con la piel, haciéndola lucir mucho más lúcida y tersa. Cuando no se tiene la intimidad por un tiempo considerable, se produce el efecto contrario.

La actividad sexual abre los poros de la piel y libera las impurezas que se suelen acumular y que dan lugar a las imperfecciones. Facilita la eliminación de toxinas mediante el sudor y activa la circulación sanguínea.

| Dreamstime

Aislamiento social

La razón por la que esto pasa se debe a que no se liberan endorfinas. Estas sustancias son las encargadas de mantener buen humor y el deseo de estar rodeado de más personas. Si tu deseo es únicamente estar en casa encerrada, quizás se deba a la falta de intimidad.

Aumentan las fantasías sexuales

Si tu imaginación empieza a crear escenas de contenido erótico, tu cuerpo está ansioso por tener contacto físico, generando este tipo de pensamientos.

Inseguridad

Estudios científicos comprueban que las relaciones sexuales mejoran el autoestima. La falta de intimidad puede provocar insatisfacción propia, derivando en depresión, ansiedad y dificultad para tomar decisiones.

Mal humor o estrés

Pasar mucho tiempo sin actividad sexual puede hacer estallar energías y emociones negativas. Te hace más propenso a la irritabilidad o a tener cambios bruscos de humor.

Asimismo, diversos estudios afirman que el sexo incrementa el sentido del humor, te hace sentir más plena y feliz.

Malas jugadas del cerebro

Te sientes sola, piensas que a nadie le interesas, que eres poco atractiva. La falta de actividad sexual puede hacerte sentir ‘poco deseada’, con pensamientos negativos y actitud pesimista.

Incluso, este sentimiento podría invadirte de ideas como llamar a tu ex. Pero mucho cuidado, tener sexo por ‘despecho’ no es la mejor opción.

Dolor de cabeza constante

Uno de los síntomas más evidentes de que tu cuerpo necesita actividad sexual presentar constantes dolores de cabeza. El portal Soy Carmín destacó que neurólogos de la Universidad de Münster, en Alemania, realizaron un estudio que indica que la intimidad acaba con el dolor de cabeza y migraña.

Si presentas todos o la mayoría de los síntomas, es probable que tu cuerpo te esté pidiendo sexo. Recuerda que es una necesidad fisiológica que no debes apartar.


Noticias Relacionadas