Destacado, Nacionales Por

En días pasados, las autoridades de Managua evacuaron a familias ubicadas en los siete puntos críticos A de la capital.

La portavoz oficial del Gobierno, Rosario Murillo, dijo en su habitual intervención del mediodía a medios oficiales que hasta el momento se ha evacuado a alrededor de 1.026 familias que fueron trasladadas a 22 albergues activos, 84 casas solidarias a nivel nacional.

Solo en el caso de Managua, 2.097 personas han sido trasladadas y falta ubicar aún a otras 1.325, según reportó la también primera dama.

Desde la mañana de ayer, miembros de la Unidad Humanitaria de Rescate (UHR), obreros de la Alcaldía de Managua y miembros de la Juventud Sandinista apoyaban los trabajos de evacuación y desarmaban las humildes viviendas ubicadas en los puntos críticos del Distrito III, entre ellos el barrio La Zacatera, uno de los más vulnerables de la capital y que estaba incluido en el Plan de Invierno de este año de la comuna capitalina.

Los otros puntos críticos son el barrio Laurel, William Galeano, Carlos Núñez, Daniel Enrique Chavarría, Anexo La Primavera y 18 de Mayo. En este último, el pasado jueves, debido a las lluvias colapsó el muro perimetral de una urbanización aledaña que resultó en el soterramiento de tres viviendas con un saldo de nueve personas fallecidas.

A juicio de la concejal del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Rosa Argentina Navarro, en el caso del Distrito V es necesario atender también a las familias que viven en los alrededores de los cauces Pablo Úbeda y Germán Pomares, además de la zona lateral del 18 de Mayo.

“Creemos que ahora con la nueva construcción de ese muro vengan los desagües hacia el cauce, para que esas aguas vayan hacia el fondo y no pase lo que pasó”, explicó.

Por su parte, el director de Meteorología del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), Marcio Baca, señaló que por la tarde de hoy se registrarán lluvias en el territorio nacional.

“Recordemos que esta baja presión se está debilitando, se está moviendo hacia el territorio nicaragüense, en la medida que ella se vaya acercando, en esa misma medida su influencia va a ir incrementándose y por tanto las probabilidades de lluvias podrían ser mayores para el día de mañana (hoy) en la tarde y noche”, expresó Baca.

Asimismo, el especialista recomendó no salir a las calles durante las fuertes lluvias.

“Si andan en vehículo, estacionarse hasta que la lluvia cese, porque las escorrentías bajan con mucha velocidad”, agregó.

Esta advertencia se debe a que los suelos están saturados de agua y un centro de bajas presiones ubicado frente al litoral Caribe podría acarrear más lluvias sobre territorio nicaragüense. Cuando la lluvia cae sobre terreno mojado, ocurre el mismo efecto del agua al caer en una bañera: corre a gran velocidad, según los científicos.

Por esta razón, Baca insistió en que las personas deben abstenerse de cruzar ríos, cauces y cañadas cuando esté lloviendo.

Otra razón es que las tormentas eléctricas podrían quitar la vida a una persona, tal como ocurrió a un hombre el fin de semana pasado en una ciudad del occidente de Nicaragua, que falleció al caerle un rayo. metro y acan-efe


Noticias Relacionadas