Nicas exiliados en Costa Rica realizan caravana para protestar contra el gobierno/ EFE
Nicas exiliados en Costa Rica realizan caravana para protestar contra el gobierno/ EFE

Destacado, Mundo, Nacionales por Mauricio González ,

La crisis social y política ha provocado que estudiantes y profesionales sean los principales grupos que han salido de Nicaragua, de acuerdo con un estudio que realiza el investigador Alfredo Ruíz García para el Servicio Jesuita para Migrantes (SJM).

El estudio cifra en 80 mil las personas que han abandonado este país desde abril, cuando estalló la crisis.

El análisis indica que Nicaragua vive una cuarta oleada migratoria, parecida a la que se vivió en los años 80 durante la guerra civil; en los 90, cuando las personas buscaban mejores ingresos; y la del nuevo milenio.

El pasado miércoles, 13 de diciembre, el SJM presentó un informe preliminar del estudio llamado “Migración en el contexto de crisis sociopolítica y violación de los derechos humanos en Nicaragua”.
Algunos de los resultados preliminares del estudio aseguran que “en la historia de Nicaragua como país expulsor de migrantes” se registran cuatro oleadas migratorias.

El investigador asegura en el informe que la cuarta oleada migratoria se registra a partir del estallido de la crisis en abril de 2018, parecido a lo ocurrido en los años 80.

“Dos factores en común tienen estas dos oleadas migratorias. La primera es que los actores políticos que gobiernan el país en las dos épocas son los mismos” y “la segunda característica de estas dos oleadas es que el país vive en ambas épocas profundos problemas de violaciones a los derechos humanos”, explicó.

El autor del estudio reveló en una entrevista con Radio Universidad que, aunque los datos no son tan precisos, estima que el total de nicaragüenses que han salido del país por la crisis de este año son 80,000 o más, y solo en Costa Rica la Organización Internacional de las Migraciones (OIM) registra 52,000.

Agregó que “más del 30% de los migrantes actuales son estudiantes”.

Quienes huyen ahora no son personas con baja o mediana preparación, sino recursos humanos preparados con potencial de contribución al desarrollo, afirma el investigador.

Podés leer más información sobre:


Noticias Relacionadas