El odontólogo Irvin Escobar Ortiz conversa con su abogado defensor. Foto: Archivo.
El odontólogo Irvin Escobar Ortiz conversa con su abogado defensor. Foto: Archivo.

Destacado, Nacionales por Ernesto García/ Metro Nicaragua,

Desde ayer el cirujano dental Irvin Escobar Ortiz inició a ser juzgado en los tribunales capitalinos. La acusación de la Fiscalía lo vincula al delito de tráfico de armas de uso restringido y esta se ventilará ante el juez Ernesto Rodríguez, titular del juzgado Sexto Distrito Penal de Juicio de Managua.

El odontólogo fue apresado junto a su esposa, la también médico Blanca Cajina Urbina, el 14 de julio en la carretera Masaya, pero ella fue puesta en libertad cinco días después.

La noticia de la captura de la pareja causó indignación debido a la salvajada con la que actuaron las autoridades durante la detención, ya que uno de los captores pateó en la cabeza a Cajina, aun cuando esta ya estaba acostada en el pavimento, lo que le provocó una profunda herida en la cabeza, el día de su liberación la mujer salió de las instalaciones de El Chipote con una herida cubierta en la ceja izquierda, que evidenciaba el brutal golpe recibido.

En la misma causa del odontólogo Irvin Escobar, también son enjuiciados los jóvenes Cristoffer  Bustos Molina y David López Artola, quienes, según la Fiscalía, llevaron armas a estudiantes que estuvieron atrincherados en la UNAN-Managua.

En el primer día de juicio declaró el policía que le tomó a declaración al agente policial que de manera violenta realizó su detención en la vía pública y quien aseguró haberles ocupado al profesional de la medicina, una pistola, una escopeta, un rifle calibre 30 y dos armas artesanales.

La abogada Yonarquis Martínez, defensora del cirujano odontólogo, anunció  que en el juicio que continuará el próximo 28 de noviembre a las 10:00 a.m. presentará dos videos y el testimonio de una persona, con lo que ratificará la inocencia de su representado.

También Diriambinos

Por otro lado, en los juzgados Segundo y Sexto Distrito Penal de Juicio iniciaron también los procesos judiciales contra otros siete ciudadanos de Diriamba, Carazo, que participaron en las protestas antigubernamentales de meses anteriores.

El policía encubierto llamado “Código 1”, que, según la Fiscalía, llegaría a corroborar los detalles sobre el actuar de los acusados brindó un testimonio que resultó un fiasco para el órgano acusador, porque el agente afirmó no haber visto nada que les inculpara.

La abogada Karla Sequeira, de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), quien ejerce la defensa de los  acusados Orlando y Henry Valverde Ortiz (ambos hermanos), Richard Sebastián López y su pareja, Eddy Gertrudis González Padilla, dijo que el policía solo manifestó cómo se hicieron los tranques en Diriamba y que le dijeron que los acusados estaban financiándolos.

El agente policial fue el primero de los siete testigos que ayer pasaron ante la jueza Segundo Distrito Penal de Juicio de la capital, Adela Cardoza Bravo.

A los hermanos Valverde Ortiz, Richard Sebastián López y su pareja, Eddy Gertrudis González Padilla, la Fiscalía les atribuye los ilícitos de quebrantamiento de condena, robo agravado, daño agravado, tentativa de homicidio, terrorismo  y obstrucción de servicios públicos.


Noticias Relacionadas

Tras un año de buscar a su hijo Ervin Reynaldo Gallo Salgado, de 34 años, Esperanza Salgado exige al Gobierno de Nicaragua que se lo devuelvan “vi...

por Ana Cruz

Un niño de 12 años recibió una patada en la cara de parte de un policía, según la denuncia ante la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH...

por Rafael Lara