/ Ilustración de “Juancho” Tijerino
/ Ilustración de “Juancho” Tijerino

Destacado, Nacionales por EFE,

Un monumento en honor del primer niño fallecido en la crisis sociopolítica en Nicaragua será desvelado el próximo domingo en el colegio donde estudiaba, informó hoy la Alianza Universitaria Nicaragüense (AUN).

El monumento fue erigido en el Colegio Loyola con el objetivo de que Álvaro Conrado, de 15 años, “nunca sea olvidado”, destacó la AUN en redes sociales.

Álvaro Conrado era un estudiante de secundaria y deportista destacado de 15 años, que el 20 de abril repartía agua entre un grupo de manifestantes cuando recibió un disparo en la garganta que, según los testigos, le propinó un “francotirador” de la Policía Nacional.

/ : Bismarck Picado

La historia de Conrado

Organizaciones humanitarias ha denunciado que el niño no recibió la atención médica adecuada porque el Gobierno supuestamente había ordenado a los hospitales públicos del país negar la atención a los manifestantes heridos.

Una imagen del monumento antes de ser desvelado muestran que está sobre una base con la frase “me duele respirar”, la última de “Alvarito” Conrado antes de morir, y que se ha convertido en un grito de reclamo durante las manifestaciones.

“Alvarito”, como le llaman los nicaragüenses, es una de las víctimas más conocidas de la crisis, debido a que los organismos humanitarios locales lo ponen de ejemplo para explicar entre 325 y más de 450 muertes desde abril pasado, en protestas contra el gobierno.

El gobierno nicaragüense solo reconoce 199 muertos. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en su último informe sobre la crisis de Nicaragua, reveló que entre las víctimas mortales hay 26 menores de edad.

Tras la muerte de Álvaro Conrado en distintas ciudades del país, especialmente en Managua se han contraído estatuas y murales para rendirle homenaje al considerado “niño mártir”.

 


Noticias Relacionadas

El monumento en honor al adolescente Álvaro Conrado fue develado ayer por familiares y autoridades académicas del Instituto Loyola de Managua. Al...

por Humberto Galo/Metro Nicaragua