La Comisión Interamericana de Derechos Humanos pidió al Gobierno llegar al país. EFE
La Comisión Interamericana de Derechos Humanos pidió al Gobierno llegar al país. EFE

Destacado, Nacionales por Uriel Velásquez y José Isaac Espinoza /Metro Nicaragua,

La delegación será encabezada por Antonia Urrejola relatora para Nicaragua en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. La visita del organismo ha sido demandada por diferentes sectores que exigen una investigación creíble de las muertes registradas durante las protestas ciudadanas.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) confirmó que una delegación de este organismo arribará este jueves a Nicaragua. El objetivo es conducir una visita de trabajo para observar in loco la situación de los derechos humanos en el país, en el contexto de las protestas que estallaron el pasado 18 de abril.

La visita de la CIDH se produce cuando los organismos de derechos humanos nicaragüenses han confirmado entre 61 y 67 personas fallecidas y más de 500 heridos, debido a la represión ejercida contra manifestantes por parte de fuerzas de choque y antimotines.

La delegación la encabeza Antonia Urrejola relatora para Nicaragua en la CIDH. La oficina de prensa de este organismo indicó a Metro que los delegados llegarán hoy en diferentes horas y que, una vez en Managua, organizarán encuentros con los medios de comunicación para informar sobre sus actividades.

“Durante la visita, la CIDH sostendrá reuniones con autoridades del Estado, representantes de la sociedad civil y otros actores relevantes, a fin de poder tener un diagnóstico completo y adecuado de la situación de derechos humanos en el país, de conformidad con el artículo 18 de su Estatuto. La CIDH divulgará oportunamente mayores informaciones sobre esta visita”, señaló la CIDH en un comunicado el pasado 14 de mayo, cuando fue aprobado el ingreso de la misión.

El Gobierno de Nicaragua aceptó la solicitud de la CIDH para visitar el país, luego de que el organismo le solicitara en tres ocasiones autorización: el 26 de abril, 1 y 11 de mayo.

Desde el jueves 3 de mayo, la CIDH habilitó una Sala de Coordinación y Respuesta Oportuna e Integrada (SCROI) para Nicaragua, la cual se activa en los casos más graves o que exigen atención especial, y a donde llegan reportes desde organizaciones de la sociedad civil, entidades estatales, académicas, medios de prensa, organismos internacionales y desde las propias autoridades.

La presencia de la CIDH ha sido una demanda reiterada de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, que actúa como mediadora y testigo del diálogo nacional instaurado este miércoles.

Los representantes de los estudiantes en el diálogo también pusieron como condición para dialogar con el Gobierno que este aprobara el ingreso de la delegación de la CIDH para que investigara en terreno la circunstancia de las muertes ocurridas desde el 19 de abril, cuando se registraron los primeros fallecidos en las protestas que continúan en diferentes puntos del país.

La expectativa por la presencia de la CIDH en Nicaragua es grande, al punto que ha generado especulaciones y en algunos casos “manipulaciones con diferentes propósitos”, señaló Marco Carmona, director de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).


Noticias Relacionadas