/EFE
/EFE

Mundo Por

Internet ha cambiado el periodismo para siempre, un sector que ha de responder a la sobreabundancia de información y al cambio de hábitos de su audiencia, entender a los individuos que la conforman y aventurarse a experimentar con nuevas fórmulas que desembocarán en un futuro aún ignoto.

Las posibles vías para superar la crisis estructural de los medios de comunicación protagonizó hoy el foro “Big Tent”, organizado por Google en Madrid para debatir sobre el futuro del periodismo y los medios digitales.

El profesor universitario y gurú periodístico Jeff Jarvis sostuvo que el futuro del periodismo en la era de internet es inimaginable, al igual que lo era pensar en periódicos cuando se inventó la imprenta.

“Internet es el Gutenberg de nuestra era y no sabemos lo que va a dar”, declaró, pero instó a los periodistas a utilizar las “miles de herramientas” que se han creado gracias a la red.

El director de Políticas Públicas de Google en España y Portugal, Francisco Ruiz Antón, declaró que la red ha puesto “patas arriba” numerosos sectores en los que la tecnología juega un papel fundamental.

En el periodístico, añadió, nadie tiene claro el modelo o modelos que se han de seguir, pero es evidente que red y medios de comunicación “han de recorrer un camino juntos”.

Jarvis instó a superar el “modelo antiguo” que tenía como centro a los medios de comunicación de masas, ya que es necesario empezar a tratar a las audiencias como conjunto de individuos y no como una masa: ya no se puede ofrecer lo mismo a todos.

“Lo primero que tenemos que hacer es aprender a escuchar (…). Saber qué quieren las personas”, subrayó.

También incidió en la necesidad de comprender cómo es cada usuario para poder proveer tanto contenidos como publicidad personalizados el director de ft.com, Robert Shrimsley, y el director del área digital de Les Echos, Fréderic Filloux.

En esa tarea, el análisis de datos se erige en herramienta esencial.

Por otro lado, la cooperación entre distintos medios ha de crecer, según Jarvis: “Hay que encontrar las mejores historias y compartirlas con los enlaces”, ha destacado.

Internet es para que las personas compartan información, (los periodistas) no queremos ser guardianes de la información“, añadió.

Para el gurú periodístico, las exclusivas sólo tienen valor durante tres segundos porque, en un mundo caracterizado por la sobreabundancia de datos, tras ese tiempo la información estará en todas partes.

Abogó por que los periodistas se especialicen, añadan valor y contexto a la información, sean capaces de encontrar lo relevante, de confirmar los hechos, explicarlos, profundizar en ellos y tender puentes entre los expertos y la audiencia.

Tanto Jarvis como Shrimsley y Filloux coincidieron en que es necesario aportar valor, hacer algo único para tener éxito periodístico, o al menos para ser relevantes.

Se pierden recursos importantísimos haciendo lo que ya han hecho otros”, criticó Jarvis.

En cuanto a la publicidad, compartieron que aún tiene futuro como forma de fuente de financiación, pero no es la panacea.

En breve, se pasará de medir el volumen (el número de clicks) a analizar los minutos de atención dedicados a la información.

El director de la web del “Financial Times” -que funciona con suscripción- explicó que los medios tradicionales han de afrontar que la publicidad ya no puede sostenerlos “a gran escala” y que la barrera de entradas para crear contenidos ha caído y otros actores -emprendedores- entran en escena.

“Las personas buscan información y la sacan de cualquier parte, la competencia está en todos sitios, es muy ágil y está dispuesta a reaccionar con rapidez”, dijo Filloux.

Además, relató Shrimsley, los hábitos de lectura en la era móvil han cambiado y el usuario tiene que tomar “decisiones constantes” acerca de qué leer (o a qué red social acceder o en qué juego participar).

Por eso, los expertos han incidido en la importancia de conocer cómo es el usuario y cuáles son sus intereses.

“No podemos predecir el futuro, es demasiado pronto. Pero sí podemos imaginar futuros, construirlos”, animó Jarvis. EFE


Noticias Relacionadas