Senado de Estados Unidos / Archivo
Senado de Estados Unidos / Archivo

Mundo por AFP,

El Senado estadounidense aprobó este martes por abrumadora mayoría un proyecto para extender los fondos para los primeros socorristas y otros heridos durante los ataques del 11 de septiembre de 2001, compensando hasta 2092 a quienes ayudaron a rescatar personas y eliminar escombros en condiciones peligrosas.

La medida, que prevé miles de millones de dólares en fondos, ya pasó por la Cámara baja y ahora debe ser firmada por el presidente Donald Trump.

La extensión permanente del Fondo de Compensación a las Víctimas del 11 de septiembre termina con un capítulo doloroso durante el cual los socorristas damnificados, y los familiares de quienes ya murieron, acudieron al Congreso pidiendo a los legisladores que extendieran la financiación.

El fondo original pagó hasta 2004 unos 7.000 millones para compensar a los familiares de 2.880 personas que murieron el 11 de septiembre, más 2.680 lesionados.

El Congreso reabasteció el fondo en 2011 y 2015, y debía dejar de aceptar nuevos reclamos a fines de 2020.

El proyecto de ley actual extiende la compensación por décadas y permite la distribución de “las sumas que sean necesarias”.

El senador Chuck Schumer, de Nueva York, describió este martes como “un día de alivio” para los socorristas, después de pasar años pidiendo que los fondos sean reautorizados.

“Gracias a Dios esas excusas y esos retrasos terminan hoy para siempre y nuestros socorristas pueden ir a casa para cuidar su propia salud”, dijo Schumer.

La senadora Kirsten Gillibrand señaló que 10.000 personas han sido certificadas con cánceres relacionados con el 9/11.


Noticias Relacionadas