Fotografía de archivo tomada el 17 de abril de 2017 que muestra a Donald Trump Jr., hijo del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en Washington (Estados Unidos). El hijo mayor del presidente de EE.UU., Donald Trump Jr., era conocedor de que la información sobre la excandidata presidencial Hillary Clinton que le proporcionó una abogada rusa con la que se reunió durante la campaña provenía del Kremlin, según publicó el The New York Times. EFE/
Fotografía de archivo tomada el 17 de abril de 2017 que muestra a Donald Trump Jr., hijo del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en Washington (Estados Unidos). El hijo mayor del presidente de EE.UU., Donald Trump Jr., era conocedor de que la información sobre la excandidata presidencial Hillary Clinton que le proporcionó una abogada rusa con la que se reunió durante la campaña provenía del Kremlin, según publicó el The New York Times. EFE/

Mundo por AFP,

El hijo mayor del presidente estadounidense Donald Trump y el exjefe de su campaña testificarán ante el Congreso la próxima semana, anunció el miércoles una Comisión del Senado, en lo que podría ser un paso crucial en la investigación de la presunta injerencia rusa en las elecciones de 2016.

Se prevé que Donald Trump Jr y Paul Manafort testifiquen ante el Comité Judicial del Senado el próximo miércoles a las 10H00 locales (14H00 GMT).

Ambos asistieron a una polémica reunión con una abogada rusa el año pasado en la que esperaban recibir material comprometedor de Moscú sobre la rival demócrata de Trump en las elecciones, Hillary Clinton.

Sumando al drama político de la próxima semana en Washington, el yerno de Trump Jared Kushner testificará el lunes ante el Comité de Inteligencia del Senado, aunque en una sesión a puerta cerrada, según reportó CNN citando al abogado de Kushner

Kushner, quien está casado con la hija de Trump Ivanka, también asistió a la reunión de junio de 2016 con la abogada rusa Natalia Veselnitskaya.

Trump Jr sacudió Washington cuando confirmó la reunión publicando una serie de correos electrónicos en los que se le decía al hijo del actual presidente que la campaña podría obtener “información de muy alto nivel y muy sensible” que era “parte del apoyo de Rusia y su gobierno al señor Trump”.

Esta revelación colocó al hijo y al yerno de Trump en el centro de un creciente escándalo que involucra múltiples investigaciones en Estados Unidos sobre si allegados al presidente coludieron con Moscú en sus esfuerzos por inclinar las elecciones de 2016 a favor del republicano.

El presidente del Comité Judicial, Chuck Grassley, y la senadora demócrata Dianne Feinstein advirtieron en cartas a quienes testificarán la próxima semana que necesitan “conservar en su poder todos los documentos relevantes… relacionados con la injerencia de Rusia en las elecciones de 2016, incluyendo documentos relacionados con contactos suyos o de la campaña de Trump con funcionarios, asociados o representantes del gobierno ruso”.

Los senadores dijeron que emitirían citatorios si los testigos no presentaban los documentos requeridos.


Noticias Relacionadas