El presidente galo, Emmanuel Macron, ofrece una rueda de prensa durante la cumbre en Bruselas (Bélgica) hoy, 22 de junio de 2017. /EFE
El presidente galo, Emmanuel Macron, ofrece una rueda de prensa durante la cumbre en Bruselas (Bélgica) hoy, 22 de junio de 2017. /EFE

Mundo por EFE,

El presidente francés, Emmanuel Macron, criticó hoy que la Unión Europea haya evitado en el pasado tomar medidas contra la competencia desleal de empresas extrajeras en algunos de sus “sectores estratégicos” y abogó por un libre comercio “sin ingenuidad”.

“Yo no soy nada favorable al proteccionismo, pero soy defensor de la justa protección”, dijo el presidente francés en una rueda de prensa durante una cumbre europea donde, entre otros asuntos, se hablará de las relaciones comerciales de la UE con terceros países.

Macron valoró la importancia del libre comercio como elemento y factor “de crecimiento”, pero insistió en que no es “favorable a la ingenuidad”.

“Europa hasta hace poco era el único espacio, o casi, que no se defendía contra las prácticas de ‘dumping'” y, además, ha considerado que se podía evitar el debate sobre las inversiones “incluso en los ámbitos más estratégicos”, dijo el presidente francés

Subrayó, por otra parte, que “en ningún caso” quiere “cerrar Europa a las inversiones extranjeras”.

“Soy favorable a que haya inversiones chinas, asiáticas, americanas, africanas (…), pero es legítimo tener mecanismos de control cuando estas inversiones se hacen en sectores que son estratégicos”, apostilló.

Las conclusiones que los líderes tienen previsto aprobar en la cumbre piden a la Comisión Europea y a los países que refuercen y mantengan un debate sobre la manera de impulsar “la reciprocidad” en los ámbitos de las licitaciones públicas y la inversión.

En ese contexto, invitan a Bruselas a examinar la necesidad y las maneras de controlar las inversiones de terceros países en sectores estratégicos, respetando plenamente las competencias de los Estados miembros.

Por otra parte, Macron valoró la “estrecha cooperación” que Francia y Alemania han puesto en marcha recientemente, que “no busca excluir a otros países”, sino avanzar en asuntos compartidos y permitir a la vez impulsarlos a nivel europeo.


Noticias Relacionadas