Juncker declaró que los ciudadanos tienen "informaciones inadecuadas" sobre cuál es el papel de la UE y "muchos europeos piensan que Europa es competente para todo". / Getty Images
Juncker declaró que los ciudadanos tienen "informaciones inadecuadas" sobre cuál es el papel de la UE y "muchos europeos piensan que Europa es competente para todo". / Getty Images

Mundo por EFE,

El presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, afirmó hoy que los euroescépticos deben ser escuchados” en el debate sobre Europa, aunque matizó que “nunca” debatirá “con la extrema derecha más pura”.

“Los euroescépticos deben ser escuchados, no para que les sigamos en sus críticas sino para que podamos explicarnos mejor”, afirmó Juncker en un debate celebrado hoy con motivo del Día de Europa en el Palacio de Bellas Artes de Bruselas, el Bozar.

Durante el debate, en el que también participaron los eurodiputados Danuta Hubner y Maria Joao o el ex primer ministro estonio Taavi Röivas, Juncker respondió a varias preguntas de ciudadanos sobre el presente y el futuro de la Unión Europea (UE).

Entre los principales temas del debate destacó el reciente triunfo de Emmanuel Macron en las elecciones presidenciales francesas frente a la ultraderechista Marine Le Pen, un resultado ante el que Juncker se mostró de nuevo “muy contento”.

“Por primera vez en mucho tiempo, Europa ha sido una apuesta en el debate electoral francés. Durante años no se hablaba de Europa de ninguna manera y esta vez estaba en el centro de los debates y el que llevaba el mensaje europeo ha sido el elegido”, destacó.

Sin embargo, Juncker negó ser “un propagandista de Europa”, algo que, dijo, “no sirve para nada y conduce a error”.

“No hay que convencer a los europeos para amar Europa sino de vivir con Europa y en armonía en Europa”, añadió.

Juncker incidió en que desde su llegada a la presidencia del Ejecutivo comunitario en 2014 invitó “a todos los comisarios a no quedarse encarcelados en el Berlaymont (el edificio principal de la Comisión), un lugar que no es muy agradable” -bromeó- sino “a dirigirse a las opiniones publicas nacionales”.

“Hay que ponerse a la escucha de los ciudadanos con un diálogo permanente y continuo”, defendió Juncker, quien dijo que próximamente el Ejecutivo comunitario pondrá a disposición de los ciudadanos una página web en la que “todos los ciudadanos podrán dirigirse a la CE con derecho a respuesta de 15 días”.

Juncker declaró que los ciudadanos tienen “informaciones inadecuadas” sobre cuál es el papel de la UE y “muchos europeos piensan que Europa es competente para todo”.


Noticias Relacionadas

El estudio de arquitectura noruego Snøhetta reveló un proyecto para construir un restaurante llamado Under en la costa noruega, que estará parc...

por Metro Internacional