El portavoz chino recordó que la visita de Duterte a Pekín trajo un "giro radical" a las relaciones bilaterales, que habían sido tensas durante el mandato del anterior presidente filipino, Benigno Aquino, a cuenta de sus disputas en el mar de China Meridional./Getty Images
El portavoz chino recordó que la visita de Duterte a Pekín trajo un "giro radical" a las relaciones bilaterales, que habían sido tensas durante el mandato del anterior presidente filipino, Benigno Aquino, a cuenta de sus disputas en el mar de China Meridional./Getty Images

Mundo por EFE,

El Gobierno chino anunció el aplazamiento de una reunión del Comité de Comercio Conjunto China-Filipinas, un encuentro clave en el acercamiento entre ambos países iniciado con la visita a Pekín del presidente filipino, Rodrigo Duterte, en octubre pasado.

Un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de China, Geng Shuang, explicó en rueda de prensa que ese retraso se debía a “problemas de agenda”, y que también se suspendió la visita que el titular chino de Comercio, Gao Hucheng, iba a realizar esta semana a Manila.

“Debido a problemas de agenda, la reunión del Comité Conjunto de Comercio China-Filipinas se pospondrá durante algún tiempo. China y Filipinas están realizando preparativos al respecto”, dijo Geng.

El portavoz chino recordó que la visita de Duterte a Pekín trajo un “giro radical” a las relaciones bilaterales, que habían sido tensas durante el mandato del anterior presidente filipino, Benigno Aquino, a cuenta de sus disputas en el mar de China Meridional.

“Durante la visita, las dos partes firmaron una serie de acuerdos de cooperación y ahora con los esfuerzos conjuntos de ambas partes estos acuerdos se están convirtiendo en realidad”, afirmó Geng.

 Pekín accedió a invertir unos 15.000 millones de dólares en Filipinas durante la visita de Duterte, y esos convenios de cooperación continuaron desarrollándose el pasado mes de enero durante otro viaje oficial a China de una delegación de cuatro ministros filipinos.

Aunque el portavoz de Exteriores insistió en los “problemas de agenda” para justificar el aplazamiento de la reunión comercial, esta decisión se produce después de que el secretario de Exteriores de Filipinas, Perfecto Yasay, criticara esta semana una supuesta militarización del mar de China Meridional por parte de Pekín.

Yasay realizó esas declaraciones al presidir una reunión de ministros de Exteriores de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), de la que su país ostenta este año la presidencia rotatoria.

El portavoz de Exteriores chino defendió el miércoles en otra rueda de prensa que esos comentarios reflejaban la visión personal de Yasay, pero no de la ASEAN, e instó al secretario filipino a seguir las políticas de Duterte.

Desde la visita del mandatario filipino, señaló hoy Geng, ambos países “han retornado a la senda correcta” que, para Pekín, consiste en resolver sus diferencias respecto a la soberanía del mar de China Meridional “a través de las consultas bilaterales amistosas”.


Noticias Relacionadas