Informaciones que alimentan emociones negativas contra los refugiados en Alemania, que el Vaticano ha reconocido la autoproclamada independencia de las regiones ucranianas de Donetsk y Lugansk o que la UE financia a grupos armados en Sudán para que lleven a cabo masacres de inmigrantes a fin de evitar que lleguen a Europa./Imagen de referencia
Informaciones que alimentan emociones negativas contra los refugiados en Alemania, que el Vaticano ha reconocido la autoproclamada independencia de las regiones ucranianas de Donetsk y Lugansk o que la UE financia a grupos armados en Sudán para que lleven a cabo masacres de inmigrantes a fin de evitar que lleguen a Europa./Imagen de referencia

Mundo por EFE,

La Unión Europea (UE) espera un récord de “noticias falsas” en favor del Kremlin durante 2017, cuando habrá importantes citas electorales en países como Francia o Alemania, tras los más de 2.500 casos de desinformación prorrusa detectados en el último año, indicaron hoy a Efe fuentes comunitarias.

Informaciones que alimentan emociones negativas contra los refugiados en Alemania, que el Vaticano ha reconocido la autoproclamada independencia de las regiones ucranianas de Donetsk y Lugansk o que la UE financia a grupos armados en Sudán para que lleven a cabo masacres de inmigrantes a fin de evitar que lleguen a Europa.

Son algunas de las “noticias falsas” con implicaciones prorrusas de las más de 2.500 analizadas a lo largo de un año por la unidad de la UE que vigila desde septiembre de 2015 ese fenómeno, llamada East StratCom.

  Una tendencia que sólo ha ido en aumento desde que comenzó su trabajo en septiembre de 2015 este departamento, cuyo propósito es desenmascarar informaciones que considera tergiversadas o directamente incorrectas a favor de Moscú y, a cambio, dar a conocer “hechos” y promocionar las políticas comunitarias.

Tras las alegaciones de que el Kremlin impulsó actividades para tratar de influir en el proceso electoral estadounidense y teniendo en cuenta que países clave de la UE como Alemania, Francia u Holanda celebrarán comicios este año, fuentes comunitarias alertaron de que este tipo de información puede tener su momento álgido en 2017.

“Sí, diría que se puede alcanzar un máximo”, confirmaron a Efe las fuentes, que agregaron que “los servicios de inteligencia de los países ya lo están avisando”.

Para hacer frente a esa situación, la Unión ha reforzado su preparación ante fenómenos como la “guerra híbrida”, que combina tácticas militares con las de desinformación y propaganda, un área en la que también se ha asociado con la OTAN.

En Bruselas preocupados por Moscú

En el caso de los comicios previstos para este año, en Bruselas están preocupados por que Moscú pueda influir al igual que lo hizo en el proceso en Estados Unidos que concluyó con la victoria de Donald Trump, según la inteligencia estadounidense.

“El objetivo es desestabilizar la UE y la cooperación occidental”, aseguraron las fuentes.

Cada semana, esta unidad dependiente del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) publica por email, su página web o Twitter historias que ha calificado como “desinformación”.

Hoy, el tema destacado hace referencia a un asunto recurrente, el conflicto en el este de Ucrania, sobre el que desmiente informaciones emitidas por la televisión estatal rusa relacionadas con que Rusia “no está combatiendo” o “presente” en esa región, controlada por rebeldes separatistas prorrusos.

“Por supuesto, estas afirmaciones han sido refutadas antes”, señala StratCom en su web, aludiendo incluso a declaraciones del propio presidente ruso, Vladímir Putin.

También rechaza una información del medio pro Kremlin checo “Protiproud”, que aseguró que Rusia se anexionó la península ucraniana de Crimea para “salvarla de su destrucción inminente”.

“Nosotros intentamos hablar con periodistas, medios creíbles, gente que nos ayude a crear concienciación”, indicaron las fuentes, que rechazan en todo caso hacer “contrapropaganda”.

“Sabemos que un buen medio de comunicación debe comprobar las fuentes, pero nosotros queremos poner el énfasis en ello”, comentaron.

 La creación de este equipo de comunicación responde a la petición de los jefes de Estado y Gobierno de la UE en su cumbre de marzo de 2015 de “hacer frente a las campañas de desinformación” de Moscú.

Esta unidad, que no cuenta con un presupuesto propio, sino que es financiado con recursos de las instituciones europeas y de los Estados miembros, tiene entre sus objetivos impulsar una comunicación eficaz y promover las políticas de la UE en la vecindad este, o respaldar la libertad de prensa, con la ayuda de una red de unos 400 colaboradores (ONG, periodistas, centros de estudios).

Pero también mejorar la capacidad de la UE de predecir y responder a actividades de desinformación de actores exteriores, una previsión que puede ser crucial en este año electoral.

“Quieren dividir a la UE. Debemos estar vigilantes”, concluyeron las fuentes.


Noticias Relacionadas