/ Getty Images
/ Getty Images

Espectáculos, Farándula por Metro internacional,

El 2019 comenzó con una historia de amor para Brad Pitt, luego de un 2018 donde la lucha de la custodia de sus hijos con Angelina Jolie acaparó todos los titulares del mundo.

El 1 de enero de 2018, la revista ¡OK! Australia publicó que el actor y la actriz británica Sienna Miller estaban “poniéndose serios” después de meses de “citas románticas”.

Aunque el rumor comenzó cuando el New York Post afirmó en abril de 2017 que los dos estaban “haciendo un poco de flirteo” en el estreno en Los Ángeles de The Lost City Of Z, que él produjo y que ella co-protagonizó.

Un representante de Pitt aseguró que entre ambos solo había una “bonita amistad” pero los artistas han sido vistos juntos muy cariñosos.

Us Weekly publicó un artículo de portada en julio de 2017 diciendo que Pitt y Miller estaban “saliendo en secreto”. Poco después, Life & Style informó que Pitt y Miller estaban “calentándose”.

Los extrañó

La historia de amor entre Pitt y Jolie terminó y parece que los más afectados siguen siendo sus hijos, a más de dos años de la separación parece que aún hay heridas abiertas.

Aunque todo apuntaba que la relación podría llegar a su fin en buenos términos, los hijos no quieren estar con su papá. Al menos es lo que afirma US Weekly al señalar que en las pasadas fiestas dos de los hijos de Brangelina no quisieron pasar las fiestas con el actor.

Según Radar, Maddox, Pax y Zahara “nunca quieren ver a papá, y eso le duele”. Están del lado de su mamá y siempre lo han estado”. Aunque Zahara decidió darle una oportunidad a Brad, sus hermanos fueron contundentes y no estuvieron cerca del actor.


Noticias Relacionadas