Las aventuras del capitán Jack Sparrow regresan a la pantalla grande a finales de mayo. |texto: SILVIA GÓMEZ, METRO WORLD NEWS /Cortesía
Las aventuras del capitán Jack Sparrow regresan a la pantalla grande a finales de mayo. |texto: SILVIA GÓMEZ, METRO WORLD NEWS /Cortesía

Cine y Tv, Espectáculos por Metro Internacional,

La quinta entrega de la exitosa saga de aventuras y fantasía Piratas del Caribe, que en esta oportunidad se llamará La venganza de Salazar, promete cautivar a los espectadores.

La quinta entrega de la saga ya en las salas de cine ¡Regresa Jack Sparrow!

En METRO recopilamos algunas curiosidades del filme, que se basa en la mala racha del capitán Jack Sparrow, quien tiene la sensación de que los vientos de la mala fortuna soplan fuertemente en su dirección cuando los marineros fantasmas, liderados por el aterrador capitán Salazar se escapan del Devil’s Triangle, empeñados en matar a todos los piratas del mar, en particular a él.

Fanático de la saga es su protagonista

El actor Brenton Thwaites, quien le da vida a Henry en esta entrega, ha sido fanático de la saga desde que era un niño en Queensland, Australia. El joven de 27 años no solo se sorprendió al saber que él sería uno de los protagonistas de Piratas del Caribe: la venganza de Salazar, sino también al enterarse de que rodaría casi por completo en su ciudad natal.

Guardarropa de 6.000 metros cuadrados

La diseñadora de vestuario Penny Rose y su equipo convirtieron un set de 6.000 metros cuadrados, en Village Roadshow Studios en Gold Coast (Australia), en un depósito para guardar 2.000 prendas, sombreros, zapatos y accesorios. Todos los objetos fueron acomodados meticulosamente según el nombre, el tipo, el sexo y la edad del personaje.

El castillo español que se convirtió en un barco

El barco del capitán Salazar, al que su arquitecto (el diseñador de producción Nigel Phelps) denominó como “portero con moretones”, es en realidad un castillo español flotante, con torrecillas y una torre fortificada en la parte trasera. En la cubierta tiene grandes barriles de madera, pero su objetivo no es dar agua ni vino a la tripulación, sino ser el peor lugar para estar encerrado.

Las largas horas en la sala de maquillaje

El actor Javier Bardem permaneció de dos a tres horas en la silla de maquillaje todos los días para conseguir el detallado look del aterrador capitán Salazar. Sin embargo, para transformar a Golshifteh Farahani en Shansa —la misteriosa bruja del mar— fueron necesarias entre cuatro y cinco horas de trabajo. A su vez, el departamento Peter Swords King, diseñador de peinados principal, creó más de mil pelucas para la cinta.

Terribles condiciones climáticas

Cuando el equipo de Piratas del Caribe: la venganza de Salazar filmó en la playa Whitehaven, en las islas Whitsunday, hubo condiciones climáticas y de marea inusuales que crearon una situación en la que los actores y la producción tuvieron que salir de las lanchas de desembarco como si fuera una invasión militar.

La enorme operación logística

El equipo de producción para la filmación en las islas Whitsunday requirió 60 camiones. Estos recorrieron 1.400 kilómetros desde Gold Coast, viajaron por carretera y en barco 40 minutos desde el continente hasta la isla Hamilton —uno de los lugares de filmación— y luego hicieron otro viaje de una hora y media hasta las islas donde estaba filmando la compañía.

Lazos familiares en el set de la película

Para Javier Bardem, interpretar al capitán Salazar fue de cierto modo, una cuestión familiar. Su esposa, Penélope Cruz, protagonizó la película anterior de la saga, Piratas del Caribe: navegando aguas misteriosas, y él visitaba ese set con frecuencia. Otra de las curiosidades es que el actor español Juan Carlos Vellido es el único que ha interpretado a dos personajes diferentes en dos películas de la saga.


Noticias Relacionadas

Hugh Jackman le dijo a Metro cómo el formidable Wolverine se convirtió en un héroe de un musical familiar. Cuéntanos sobre “El Gran Showman...

por Anna Sirota