/Agencias
/Agencias

Espectáculos, Farándula por Metro Internacional,

La protagonista de ‘La La Land’ hoy en día está considerada una de las famosas mejor vestidas aunque, a lo largo de su carrera, no siempre ha tenido el mejor estilo. Aquí te mostramos los aciertos y errores de sus looks. ¡No te lo pierdas!

Cuando llevas un look multicolor hay que ser muy cuidadosa. No puedes llevar un atuendo que tenga una explosión de color y un diseño recargado (con holanes) y un corte por favorecedor. Eso fue lo que pasó con el vestido de la izquierda de Emma: era demasiado color y demasiado recargado. Años después supo elegir una excelente combinación, un look a dos tonos de rosa y un atuendo sencillo que sin duda la hizo destacar del resto de las famosas.

Ese moño gigante en el hombro de Emma (de lado izquierdo), aunado al recogido súper estructurado, parecía realmente pesar mucho. La actriz buscó hacer un look simple, algo muy sofisticado, pero falló en su elección. También, el diseño del estampado jugó en su contra. Tiempo después apostó por un look mono color, con un moño gigante en el cuello, pero con el que se ganó las palmas por su excelente estilo.

Una de las grandes dificultades de Emma era elegir un look sexy, especialmente se le complicaba manejar las aberturas (look de lado izquierdo). Tiempo después aprendió que un look sexy no tiene que ser forzozamente corto y en gasa y que siempre es mejor llevar pocos accesorios.

¿Cómo verte elegante con el look más sencillo? Bueno, la clave está en el color y en el look libre de exageraciones (lado derecho). El atuendo de la izquierda era muy simple, no apta para alfombra roja, pero fue aún más caótico agregarle una falda envolvente coronada con un moño.

Las aberturas y los estampados continuamente le dieron problemas a Emma, hasta que apostó por prendas monocolor, de corte simple. También cambió su look, apostó por una melena con ondas mucho más corta y un maquillaje en tonos cobrizos


Noticias Relacionadas