/Cortesia
/Cortesia

Destacado, Mundo por Felipe Herrera Aguirre,

Houston está sufriendo las peores inundanciones de su historia. La que es la cuarta ciudad más grande de Estados Unidos, con 6,6 millones de personas en su área metropolitana, lleva cuatro días afectada por el huracán Harvey. Cuatro días de intensas lluvias que han hecho subir el nivel del agua de los ríos 80 centímetros, de acuerdo al Servicio Nacional Climatológico de EE. UU. En otros lugares del estado de Texas, la cantidad de agua llega hasta el metro de crecida, volviendo las calles en ríos.

Esto ha provocado que 30.000 personas estén damnificadas, y que necesiten refugio. Los meteorólogos dicen que las cantidades podrían doblarse esta semana.

 

“Estamos teniendo mucha lluvia. Como debes saber, Houston es una ciudad muy grande y muy plana. También tenemos muchos humedales y canales por donde drena el agua. Algunos de los humedales están sobrepasados, causando inundaciones en algunos barrios”, explica a Metro Cumaraswamy Vipulanandan, director del Centro de Innovación Tecnológica y Huracanes del Departamento de Ingeniería Civil y Medioambiental de la Universidad de Houston.

El huracán Harvey es el primer desastre natural al que el presidente Donald Trump tiene que hacer frente. Un evento mayor que recuerda al huracán Katrina, que en 2005 azotó a la zona de Nueva Orleans.

La costa texana del Golfo de México es un centro clave para la industria local petrolera y gasífera. Algunas de las más grandes refinerías del país han detenido su producción para hacer una evaluación de los daños. Texas, siendo un productor vital de energía, concentra el 30 por ciento de la capacidad refinera del país. Y se estima que el 22 por ciento está suspendido. Esto ya ha impactado en los precios del combustible. La vida diaria también ha sido afectada.

Después de cuatro días de intensas lluvias. El huracán ha suspendido casi toda la actividad normal en Houston, Texas, Estados Unidos. Louisiana, Misisipi y Alabama también han sido afectados por la tormenta

“Todo es por las inundanciones. Los aeropuertos están cerrados, causando problemas de tráfico. También, muchas de las calles están inundadas, por lo que la gente no puede conducir. La mayoría de las operaciones (escuelas, universidades) estarán cerradas al menos por los próximos dos días”, explica Vipulanandan.

“No podemos dejar nuestros hogares, a menos que sea por evacuación. La mayoría de los caminos están inundados, por lo que no es recomendable usar nuestros autos”, dice Hannah Cutshall, una profesora de español de un colegio de Houston. “Estoy asustada y dolida por la devastación que Harvey ha traído a Houston”.

Los daños de la tormenta, de proporciones históricas y catalogada de “sin precedentes”, han sido cuantificados como “multimillonarios”. Los esfuerzos en la reconstrucción podrían afectar a toda una generación.

Una nueva crisis para Trump

El huracán Harvey es el primer desastre natural al que el presidente Donald Trump tiene que hacer frente. Un evento mayor que recuerda al huracán Katrina, que en 2005 azotó a la zona de Nueva Orleans.

A través de su cuenta de Twitter, Trump escribió: “La buena noticia es que tenemos gran talento en terreno”, y anunció que planea viajar al estado de Texas este martes.

Las labores de rescate llevadas a cabo por la Guardia Nacional de Texas también motivó al presidente.

“El espíritu de las personas es increíble”.
El gobierno federal, mientras tanto, promete una gran respuesta. Serán 5.000 los empleados federales que estarán en terreno tanto en Texas como en Luisiana. Ambos estados fueron declarados por Trump como “zona de catástrofe”. La Guardia Costera, la

Agencia de Protección Ambiental y el Departamento de Agricultura se movilizarán.

Hasta ahora, de acuerdo a las estadísticas de los medios estadounidenses, 2.000 personas han sido rescatadas tanto en Houston como en sus alrededores.

Y aunque el huracán ha sido bajado desde el grado de categoría 4 a tormenta tropical, se espera que la lluvia continúe.

Entrevista

Cumaraswamy Vipulanandan
Director del Centro de Innovación Tecnológica y Huracanes del Departamento de Ingeniería Civil y Medioambiental de la Universidad de Houston.

¿Cómo se está desarrollando la situación hasta ahora?
– Estamos teniendo mucha lluvia. Como debes saber, Houston es una ciudad muy grande y muy plana. También tenemos muchos humedales y canales por donde drena el agua. Algunos de los humedales están sobrepasados, causando inundaciones en algunos barrios.

¿Cuáles son los principales problemas que Harvey está causando en Houston y en sus alrededores?
– Todo es por las inundanciones. Los aeropuertos están cerrados, causando problemas de tráfico. Muchas de las calles están inundadas, por lo que la gente no puede conducir. La mayoría de las operaciones (escuelas, universidades) estarán cerradas al menos por los próximos dos días.

¿Es este el peor huracán que afecta al país desde Katrina?
– Katrina fue el peor en la historia de Estados Unidos. Muchas personas perdieron la vida. No creo que Harvey esté siendo tan destructivo. De todas formas, la cantidad de afectados está aumentando. Tenemos que seguir monitoreando.

¿Cuáles son las medidas de seguridad que la ciudad está tomando?
– Proveer lugares seguros para los afectados. Rescatar personas y mascotas que están atrapadas por las inundanciones.

¿Qué podemos esperar?
– Habrán muchas lecciones por aprender. Las comunidades afectadas se prepararán para los próximos eventos. Nuestros líderes tienen que unirse (más allá de las ciudades y los condados) para abordar algunas de estas cuestiones.


Noticias Relacionadas