/AFP
/AFP

Deportes, Destacado, Futbol por EFE,

Mentor de una generación de entrenadores como Pep Guardiola y Jorge Sampaoli, el argentino Marcelo Bielsa regresa a Francia para dirigir el Lille en la 2017-2018 precedido de una fama de imprevisible que le llevó a dejar en la mitad varios proyectos.

Bielsa, de 61 años, vuelve al campeonato francés tres temporadas después de haber dirigido al Olympique de Marsella (2014-2015), club en el que dejó huella en la hinchada, pero que abandonó de forma abrupta en el inicio de la 2015-2016.

Concienzudo e insondable, “el Loco” logró un cuarto puesto con el Marsella. Su explosivo arranque -llegó a ser campeón de inverno por delante del coloso París Saint Germain (PSG)- se fue diluyendo a medida que las exigencias a sus jugadores eran mayores.

Pero su estilo muy articulado tácticamente, raramente visto en Francia, encantó a la fervorosa afición marsellesa.

En el Lille, que actualmente coquetea con el descenso de categoría, tendrá la misión de devolverle a los puestos europeos.

El mayor aliado de Bielsa es el empresario hispano-luxemburgués Gerard López, dueño del club del norte de Francia desde mediados de enero y un enamorado del fútbol de presión del argentino.

El aterrizaje del técnico, oficializado hoy después de semanas de rumores, también está lleno de interrogantes, sobre todo si se analiza su currículum.

Las espantadas son un denominador común desde que empezó a entrenar hace casi tres décadas.

En el fútbol europeo, comenzó a labrarse su fama en el Espanyol de la temporada 1998-1999, que dejó al término de un puñado de encuentros por la llamada de la selección argentina.

Acabado su trabajo en las selecciones de Argentina (seis años) y Chile (cuatro) -sus proyectos más largos-, regresó a España y tomó las riendas del Athletic de Bilbao.

Después de llevar al club vasco a dos finales -la de la Liga Europa y de la Copa del Rey, perdidas ambas en 2012- y de rozar el descenso en el curso siguiente (2012-2013), dijo adiós antes de iniciar la 2014-2015 por sus críticas a las obras de reforma de Lezama, el centro de entrenamiento del Athletic.

A la espantada en Marsella -después del primer encuentro de Liga (derrota por 0-1 ante el Caen) por desavenencias contractuales-, se une la del Lazio italiano.

El peculiar entrenador firmó en julio de 2016 un contrato con el club romano, pero nunca llegó a asumir su banquillo, pues dimitió días después de comprometerse por un desencuentro con la dirección en materia de fichajes.

En el Lille, campeón de la Liga francesa en 1946, 1954 y 2011, contará de nuevo con su asistente en Marsella, Franck Passi, quien ya dirige el club del norte de Francia interinamente.

El técnico argentino, promotor del innovador sistema táctico 3-3-3-1 y especialista en trabajar con valores jóvenes, tendrá la oportunidad en Lille de desquitarse en Europa.

A pesar de su dilatada y admirada carrera, Bielsa acumula tres títulos de campeón en Argentina -dos con Newell’s y uno con Vélez en los años 90- y la medalla de oro con la selección olímpica argentina en los Juegos de 2004 en Atenas, pero ninguno en Europa.

Acumula cuatro subcampeonatos: el de la Libertadores de 1992 con el Newell’s, el de la Copa América con Argentina en 2004; el de la Liga Europa con el Athletic en 2012; y el de la Copa del Rey también con el Athletic, en 2012.


Noticias Relacionadas