Jaime Moreno debutó con la selección en la Copa Uncaf. / Archivo
Jaime Moreno debutó con la selección en la Copa Uncaf. / Archivo

Deportes, Futbol por Alejandro Sánchez S.,

“Jaime Moreno está descartado completamente”, dijo Henry Duarte, en referencia a la exclusión del atacante para Copa Oro, el viernes pasado, en la conferencia de prensa póstuma al amistoso que sostuvo la selección de Nicaragua contra Bolivia en el estadio Nacional de Fútbol, que favoreció a los sudamericanos por 1-0. Las palabras del timonel de la Azul y Blanco fueron contundentes y legítimas, dejándolo fuera de la lista preliminar de 40 que la Federación Nicaragüense de Fútbol envió a la Confederación de Norte, Centroamérica y el Caribe de Futbol (Concacaf).

De acuerdo con el reglamento del certamen, que se celebrará en julio próximo en varias ciudades de Estados Unidos, las listas preliminares de 40 futbolistas que presenta cada asociación, son consideradas finales y servirán como base para la nómina de 23 jugadores que integrarán las diferentes selecciones. Según informó Concacaf en un comunicado, “los equipos que clasifiquen a cuartos de final, podrán modificar su lista de 23, reemplazando hasta seis jugadores, con algunos que provengan de la lista de 40”.

Por ende, el jugador nacido en Venezuela, que obtuvo la nacionalidad nicaragüense por su padre, queda sin opción alguna de participar en la Copa Oro, como advirtió el estratega costarricense de la selección pinolera. Duarte justificó la exclusión de Moreno, considerando que este habría ofendido al secretario general de Fenifut, Ildefonso Agurcia, dirigiéndose “de forma airosa e inadecuada”. “Lo mandó a comer heces fecales, le dijo que Nicaragua era una (m…..), eso no lo puedo admitir y está totalmente fuera”, dijo.

El incidente entre Moreno y Agurcia ocurrió el pasado 16 de marzo, día en el que la tropa pinolera viajaría a Honduras para disputar un amistoso contra la selección de ese país. Moreno, quien llegó a Nicaragua procedente de España un par de horas antes de que la delegación partiera a San Pedro Sula, se rehusó a viajar en bus y demandó al secretario general de Fenifut mejores condiciones para él y sus compañeros. Ese mismo día, Jaime regresó a España y desde ese día quedó descartado de la selección.

Pese que Duarte había señalado que estaba anuente a convocar a Moreno, si el atacante se disculpaba con Agurcia, cambió su discurso apenas unos días después, refiriendo que Jaime no merecía “pertenecer a la selección, porque su comportamiento no es el de una persona educada”. A través de su cuenta en la red social Twitter, el jugador señaló que había intentado comunicarse con el técnico, pero que este no respondió sus llamadas.

Moreno, quien debutó con la tropa pinolera en la Copa de la Unión Centroamericana de Fútbol 2017 (Uncaf), exhibió un destacable dominio de balón y habilidades propias de alguien que se desempeña en la segunda división del balompié español. Tras haber sido excluido del grupo, Jaime manifestó su deseo de volver a vestir la casaca azul y blanco, pero la negativa de los directivos y cuerpo técnico de la selección, impidió que tuviera una segunda oportunidad.

Nicaragua, que afrontará su segunda participación en Copa Oro, tras la del 2009; debutará el próximo 8 de julio contra Martinica, antes de enfrentar a Panamá y Estados Unidos en la fase de grupos.


Noticias Relacionadas