Los estudiantes del San Agustín celebraron ayer las medallas logradas. / Alejandro Sanchez
Los estudiantes del San Agustín celebraron ayer las medallas logradas. / Alejandro Sanchez

Deportes, Futbol por Haxel Rubén Murillo,

Con mucha alegría y orgullo, se mostraron los muchachos del Colegio San Agustín, quienes se entregaron por completo en la cancha para obtener una presea de plata y bronce, en el torneo de Fútbol de la Asociación de Colegios Americanos (Aasca) que se realizó en Costa Rica la semana pasada.

El equipo femenino, liderado por la capitana Amalia Hurtado, se adjudicó la presea de plata, tras perder en la gran final ante el Colegio Panamericana de Costa Rica.

A pesar de que el combinado pinolero dominó el partido, disponiendo de las ocasiones más claras de gol, faltó un poco de suerte frente al marco y el tanto en propia puerta provocó que escapara el oro, cayendo finalmente con score de 1-0. Aun así, el trabajo de las muchachas fue formidable.

“Dimos todo, son de esos partidos en los que la pelota no quiso entrar, aun así el equipo jugó increíble. Este evento lo disfrutamos mucho, la familiaridad que se cosecha es única, nunca en nuestros años jugando fútbol habíamos estado tan unidas”, dijo Hurtado, visiblemente emocionada y apesarada, porque en mayo próximo se gradúa, por lo que este fue su último año como capitana del equipo.

Por su parte, Omar Zambrana, técnico del conjunto femenino destacó que “este club tiene cuatro finales consecutivas, dos ganadas, dos perdidas. Y en el torneo invitacional más reciente, en el que van todos los colegios grandes de Centro-américa, obtuvimos el tercer puesto. Este equipo ha hecho de todo”.

Objetivo cumplido con un gran desempeño

Por su parte, el equipo masculino batalló por meterse en el podio, pero no fue nada fácil. En el duelo de semifinales, los muchachos perdieron ante el Lincoln por 2-0. En el partido por el tercer lugar, superaron 2-0 al María Baker School de Costa Rica.

Había gran nivel

“El nivel fue muy competitivo, lo importante es que los muchachos se proyectaron, dieron su máximo esfuerzo, el objetivo se cumplió, un tercer lugar es positivo. Lo más positivo que rescato es la disciplina, orden, y los valores que maneja el colegio. El conjunto se mantiene unido como una familia”, señaló Mario Gastón, técnico de los muchachos.

“Fue un torneo muy complicado, los equipos eran muy fuertes, aun así no nos venimos con las manos vacías. He aprendido que la clave es hacer el trabajo en equipo, esto ha sido una experiencia muy bonita. Como dice el profesor Gastón, la disciplina es la base del éxito, teníamos muchos niños en el club, pero se comportaban de forma muy madura”, argumentó Octaviano César, capitán del equipo.

Por otra parte, María Dolores Gadea y Jaime Salazar, fueron seleccionados por el comité organizador como los Jugadores Más Valiosos del Colegio San Agustín.

Por cada equipo, seleccionan a dos miembros: masculino y femenino.

 


Noticias Relacionadas

Hay un cierto malestar difuso en el mundo, con crisis económicas y sociales en varias partes del planeta alimentando el renacimiento —o el recrudec...

por Lourenço Flores /METRO brasília

La Selección Nacional de Fútbol de Nicaragua jugará sus partidos como local de la Liga de Naciones de la Confederación de Fútbol de Norteamérica...

por Iván Flores