Imagen referencial. /Archivo
Imagen referencial. /Archivo

Beísbol, Deportes por Erick Martínez,

Desde tempranas horas de la tarde de hoy, decenas de  aficionados de los Gigantes de Rivas abarrotarán el estadio Yamil Ríos Ugarte, cuando se ponga en marcha el cuarto duelo de la serie final, que comandan 2-1 los Tigres de Chinandega.

Los seguidores sureños llegarán esperazandos a que su novena iguale a dos triunfos la disputa por el banderín de la XII Liga de Béisbol Profesional Nacional (LBPN) 2016-17.

Béisbol. Un encuentro determinante para buscar coronarse

Sin embargo, los Gigantes en materia de bateo colectivo están un poco apagados porque batean para .267 y conectan cinco cuadrangulares, mientras los felinos lo hacen para .299, con un jonrón menos.

En pitcheo colectivo, ambos clubes han sufrido, prueba de ellos es que los sureños tiran para 5,54, ligeramente superior a los Tigres, que tienen efectividad de 5,67.

Un juego importante

El cuarto juego será de vital importancia para los actuales campeones de la liga, porque de perder quedarían a un paso de la tumba, pero si ganan sus esperanzas de repetir el cetro crecerían enormemente.

Antes de iniciar la serie, los Gigantes en papeles tenían una mejor profundidad en la rotación de abridores, pero fue el relevo que evitó lo catastrófico el pasado domingo con el triunfo ajustado 6-5.

En este desafío será determinante el trabajo que puedan realizar los abridores de ambos conjuntos, porque si llegan con autoridad y en el menor descuido cualquiera de los dos aprovecha un espacio, será clave, además del aporte que puedan dar los relevista y la misma defensiva.

Jonathan Aristil y Fidencio Flores, de los Gigantes, han sido garantía en sus trabajos.

En esta serie, los Tigres han bateado en el momento preciso y tienen a tres bateadores sobres los .400. El mejor de la final es Edgard Montiel (.462),  producto de seis hits en 13 visitas al plato, Evert Cabrera (.429), tras ligar seis indiscutibles en 14 apariciones legales en el cajón de bateo, y Osman Marval (.400), el cuarto mejor bateador de la final, al sumar cuatro imparables en 10 turnos. El tercer mejor artillero es el Tigre Donell Linares (.429), tras ligar seis cohetes en 14 viajes al plato.


Noticias Relacionadas

Los Tigres de Chinandega buscarán hoy en Rivas quedar a un juego de coronarse campeones de la XII Liga de Béisbol Profesional Nacional, la misión d...

por Iván Flores

El picheo de los Gigantes de Rivas dominó a placer a los Leones de León en la victoria de los sureños ayer 4-0. Los pistoleros de Rivas propinaron ...

por Iván Flores

Previo al inicio de la serie, el mánager Eloy Morales, dijo que el estadio “Yamil Ríos” era el valle de la muerte para los equipos visitantes. ...

por Haxel Rubén Murillo